Voluntariado

Son jóvenes, hombres y mujeres, solteros y casados que, legítimamente admitidos por la autoridad competente, se comprometen a ofrecer un servicio misionero a la Iglesia a tiempo completo. Por lo general, se trata de un servicio temporáneo, con una promesa renovable cada año.